0

Blog corporativo: ¿hablo de mi marca o del entorno?

Share on Facebook0Share on Google+0Share on LinkedIn0Tweet about this on Twitter

Uno de nuestros temas estrella en este blog, además de la importancia de las notas de prensa en toda estrategia de comunicación es sin duda, el blog, tu blog, un blog corporativo. Estamos firmemente convencidos que incluir un blog en tu planificación y generar contenidos para él con diferentes objetivos, te dará la posibilidad de aumentar tus visitas web, generar mayor comunidad y que la reputación de tu marca sea cada vez más y mejor. Hemos hablado ya de si realmente debes tener uno para tu marca o no, también comentamos en su momento si este debía sustituir a la nota de prensa o si por el contrario ambos debían convivir en tu estrategia (por supuesto que ambos deben estar incluidos y uno no excluye al otro y es que cada uno tiene su función y su público).

Pues después de estos temas consideramos importante ahondar en la temática de tu blog. Tras tomar la decisión de si debemos o no tener un blog para nuestra marca y en nuestra web lo siguiente importantísimo es decidir sobre qué escribir. Este suele ser el tema más difícil y controvertido. Es cierto que al principio tendrás mil temas en la cabeza y te faltará tiempo para poder desarrollarlos, seguramente serán todos muy interesante pero ¿Realmente lo son para tu audiencia? Lo primero que debes pensar es que es un blog que estará alojado en tu web corporativa, en la de tu empresa / marca y no es personal por lo que, aunque lo escribas tu, no tienen cabida todos los temas y contenidos por mucho que a ti te gusten o te parezcan interesantes. Este es el primer paso o filtro. Deberás realizar una estrategia de contenidos muy minuciosa para delimitar aquellas temáticas que más óptimas son para que tu blog se posicione donde realmente quieres que esté.

blog

¿Hablo de mi marca o del entorno? Regla del 80 – 20

Y aquí viene la pregunta con la que titulamos este blog: ¿Hablo de mi marca o de mi entorno? Pues ni un total de uno ni del otro. Un blog, cuando pertenece a una marca, debe encontrar su nicho de mercado y también sus temáticas afines a su público objetivo y tener claro siempre, absolutamente siempre, la regla del 80 – 20. ¿Qué regla es esta? Aquella por la que debemos siempre hablar un 80% del entorno y un 20% de nosotros mismos (llámese nuestra marca o producto). ¿Por qué debo solo hablar un 20% de mi si el blog está en mi web, en la de mi marca? Porque quieres ser útil a tu audiencia y esto no se consigue solo dando contenido publicitario (que es el que darás si solo hablas de tus productos y beneficios por muy estupendos que sean). La gran clave de un blog y el cómo conseguir que este se posicione bien es que aporte utilidad a los lectores, que estos poco a poco consideren que pueden acudir a él para consumir contenidos de calidad, que les solucionan situaciones cuando lo necesitan y que no encontrarán simplemente publicidad de tu marca o producto. Esta es la regla del 80 – 20 y sus motivos más que entendibles.

asesoramiento-gratuito

Por supuesto, al fin y al cabo, tu blog está en tu web como bien estarás pensando y hablar de tus productos en él es una gran oportunidad no solo porque lo verá tu comunidad y usuarios que ni siquiera hasta ahora son tus clientes, sino que además un blog te ofrece una gran oportunidad de posicionar en SEO, cosa que de otra forma sería muy difícil conseguir porque tienes a tu disposición un gran espacio para generar contenido e incluir palabras claves así que no hay que desechar la posibilidad de escribir sobre ti mismo pero siempre de forma inteligente. ¿Y cómo es esto? Pues así, inteligentemente. Olvida el formato 100% publicitario, para eso ya tienes la home de tu web en la que tienes banners incluidos seguro que muy buenos en cuanto a diseño y copys creativos. También destierra aquellos post que hablan de ti, de ti, de ti y de lo bien que lo haces. Haz un mix, es decir, habla del entorno, de un problema que identifiques en los usuarios y que tú puedas solucionar, una novedad del mercado… e introduce cómo tus servicios / productos pueden ayudar a que esta problemática lo sea menos y quede resuelta antes pero siempre como una opción más entre las posibles soluciones.

Así que, antes de ponerte a escribir temas y post, es mejor parar al principio y hacer una buena búsqueda de asuntos que consideres que a tu audiencia le interesa, aquello de lo que están hablando en cada momento, lo que les causa alguna inquietud. Puedes buscar por influencers y/o también por palabras clave, todo te ayudará a realizar una estrategia de contenidos y cuando los tengas, algunos de ellos, puedes darle una vuelta más para incluir tus productos o servicios con algún link a tu tienda online o página corporate que te ayude a convertir más en ventas. Pero jamás, en ningún momento, conviertas tu blog en un espacio promocional, perderás todo el interés para tus seguidores.

Share on Facebook0Share on Google+0Share on LinkedIn0Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *